Home Protagonismo Social Karina Nohales: “Las organizaciones sociales tiene un rol indelegable que cumplir”

Karina Nohales: “Las organizaciones sociales tiene un rol indelegable que cumplir”

by Juan Ortega

A través de una columna de opinión titulada Participación popular: una voz indelegable”, la candidata constituyente independiente y vocera de la Coordinadora Feminista 8M (CF8M) cuestionó “cómo hacer para que no sean una vez más otros actores quienes tomen nuestra voz, nuestras luchas, nuestra experiencia organizativa y movilizadora”.

Karina Nohales, integrante de la lista de Movimientos Sociales del Distrito 10 -más patrocinada a nivel nacional-,  planteó el desafío de la auto-representación directa de las diferentes organizaciones en la convención constitucional. “Esa voz indelegable, está hoy está encarnada en las listas que han constituido los propios movimientos sociales a lo largo del país, así como también en numerosas candidaturas de escaños reservados de pueblos originarios”, explica la candidata.

Desde que se inició el periodo de campañas, se han levantado múltiples conversatorios, foros y cabildos sociales y territoriales, en los que candidatos y candidatas han podido debatir ampliamente sobre sus propuestas y programas. Sin embargo, un tema central es cómo se garantizará la participación popular en la Convención.

En este sentido, Karina Nohales relató que, si bien existen propuestas como plebiscitos intermedios, la rendición de cuentas periódicas por distrito, la transparencia activa de las sesiones, o plebiscitos revocatorios, hay una dimensión fundamental que se ha pasado por alto.

“Me refiero al desafío histórico de abrir espacio a la auto-representación directa de las organizaciones sociales, territoriales, sindicales, feministas, socioambientales, migrantes, en el mismo espacio de la convención”, puntualiza la candidata de la CF8M.

La vocera del colectivo feminista remarcó en cómo hacer para que no sean otros actores quienes tomen la voz, lucha y experiencia organizativa y movilizadora que hoy está encarnada en las las listas constituidas por los propios movimientos sociales a lo largo del país, así como también de las numerosas candidaturas de escaños reservados de pueblos originarios.

“Bien sabemos que el debate de la Convención no se trata sólo de ir a presentar demandas sociales, sino también de establecer las normas del ejercicio del poder político. Este rayado de cancha no puede provenir exclusivamente de quienes ejercen cargos en la institucionalidad, en donde los partidos son el actor protagónico”, aclaró Nohales.

En esta línea, dio como ejemplo el desigual tiempo en la distribución del tiempo y de los recursos en la franja electoral de TV, “que acordaron los partidos en su propio beneficio”. Esto, para Nohales, demuestra “que es problemático que éstos sean sean juez y parte en una serie de decisiones que implican democratizar el ejercicio del poder”.

 “¿Por qué ellos pueden arrogarse la principal voz comunicacional desde la situación de privilegio que se han auto-otorgado?”, cuestionó Nohales.

Finalmente, señaló quees indispensable que en este proceso exista una participación directa de los espacios que se han organizado, luchado y movilizado desde fuera del marco institucional y partidario, para participar de la construcción del nuevo marco que reglará en adelante también a los partidos. “Esta tarea tiene que hacerse directamente, pues la participación popular no consiste en escuchar a la población para que luego un grupo de expertos interprete lo escuchado”, agregó Nohales.

“El asunto no consiste en sostener una posición anti partidaria, sino en reconocer que hay distintas formas de organización colectiva en la sociedad, que cada cual cumple roles diversos y que, en la actual contienda, las organizaciones sociales tiene un rol indelegable que cumplir”, cerró la candidata y vocera de la Coordinadora Feminista 8M.

Puedes leer la columna completa ACÁ.

Te puede interesar

Deja un comentario