Home Protagonismo social y Ciudadanía HACIA UN PACTO SOCIAL DE TODOS LOS PUEBLOS DE CHILE

HACIA UN PACTO SOCIAL DE TODOS LOS PUEBLOS DE CHILE

por Patricio Rivera

Movimiento por la constituyente

El Encuentro Nacional de Organizaciones Sociales por la Asamblea Constituyente, realizado en el Gimnasio La Tortuga de Talcahuano los días 27 – 28 y 29 de enero de 2012, significó un fuerte avance en la unidad de todas las chilenas y chilenos decididos a democratizar nuestro país y restablecer el pleno ejercicio de la soberanía popular.

Más de un centenar de delegados –representando a las principales agrupaciones sociales y territoriales comprometidas con la Asamblea Constituyente en todo el país –  se dieron el tiempo suficiente para escucharse unos a otros, evaluar los grandes avances experimentados por el movimiento al calor de las movilizaciones del año 2011, ratificar los principios generales que inspiran al movimiento desde su fundación en el año 2007, y avanzar en la construcción de una fuerza social y política que logre el objetivo histórico de instalar la primera Asamblea Constituyente de la Historia de Chile.

En la sesión inaugural, se escucharon las intervenciones del Presidente de la Confederación de Trabajadores del Cobre, Cristian Cuevas; del Presidente del Centro de Alumnos del Instituto Nacional, Gabriel González; de la Secretaria General del Colegio de Profesores de la Región del Bio Bio, Olimpia Riveros; del Presidente del Sindicato de Trabajadores de ASMAR (Astilleros y Maestranzas de la Armada), Cristian Lagos y de la Lonko Juana Calfunao. Esta última, en representación de las autoridades tradicionales mapuche, transmitió a los presentes las resoluciones del FUTA TRAWN realizado en el Cerro Ñielol en noviembre de 2010 y en Tirúa en Enero de 2011, en las que se invita a los pueblos de Chile a suscribir un gran PACTO SOCIAL para que juntos, todos los habitantes de esta tierra, generemos una Asamblea Constituyente que  funde las nuevas bases del Estado Plurinacional de Chile con pleno reconocimiento de los derechos y autonomías de los pueblos originarios.

La ceremonia Inaugural culminó con un Informe Introductorio presentado por Gustavo Ruz Zañartu, coordinador nacional del Comité de Iniciativa, quien destacó la profundidad y solidez de los consensos que ha forjado este movimiento, la adhesión multitudinaria lograda en la gran mayoría de las agrupaciones sociales a nivel nacional, enfatizando que la pluralidad de fuerzas que convergen, lejos de ser una dificultad, constituyen su principal fortaleza.

Gustavo Ruz advirtió el peligro que los poderes centrales del capitalismo transnacional intenten enfrentar la crisis económica, ambiental, política y social que vive el planeta con regímenes crecientemente autoritarios que restrinjan aún más las conquistas democráticas alcanzadas por nuestros pueblos y desaten una escalada militarista que derive en una nueva conflagración mundial. Luego fustigó a los poderes fácticos que siguen aferrados a la Constitución de Pinochet y Lagos, así como al grupo de 19 senadores que recientemente suscribieron un proyecto de acuerdo que niega la Asamblea Constituyente y usurpa la potestad soberana del pueblo, dejando en manos del actual Congreso Nacional la tarea de redactar una nueva Constitución Política.

Al cierre de su intervención, el Coordinador Nacional agradeció la invitación de la lonko Juana Calfunao y pidió a los presentes debatir y adoptar acuerdos que permitan la realización – en el primer semestre de 2012- de un gran ENCUENTRO en la ciudad de TEMUCO para suscribir un PACTO SOCIAL ENTRE LOS PUEBLOS DE CHILE,  que demande  la convocatoria a una Asamblea Constituyente verdaderamente representativa del PODER CONSTITUYENTE ORIGINARIO, que no es otro que el pueblo chileno.

Los acuerdos adoptados en el Encuentro de Talcahuano, así como los principales informes presentados ante la Asamblea Plenaria, están siendo procesados para su difusión en todo el país en el transcurso de los próximos días. Entre estos acuerdos se destacan una  gran diversidad de iniciativas para que la organización de este movimiento sea altamente inclusiva, pluralista y democrática , a la vez que unitaria, disciplinada y eficiente. Como punto central del plan de trabajo, se resolvió articular un escenario de unidad de todos los sectores sociales comprometidos en la democratización del país y la refundación del Estado sobre bases que descansen en la soberanía popular, la igualdad, la libertad, el respeto pleno a los derechos humanos, la defensa de la naturaleza y la unidad e integración de los pueblos de América Latina.

te puede interesar