Home DDHH “Entre mujeres nos acompañamos” lanzamiento de la campaña anual del Comité de Servicio Chileno -COSECH

“Entre mujeres nos acompañamos” lanzamiento de la campaña anual del Comité de Servicio Chileno -COSECH

por Juan Ortega

Para las organizaciones de mujeres y feministas que trabajamos por el término de la violencia en contra de las mujeres y niñas, no fue desconocido el aumento en los niveles de violencia que enunciaban organismos internacionales, la experiencia nos decía que bajo el contexto de Pandemia y de medidas preventivas, la violencia contra las mujeres se iba a agudizar.

La violencia machista es una constante en la vida de mujeres y niñas, y se manifiesta de diversas maneras en forma sistemática; y ocurre así porque existe un entramado cultural y social que permite esta violencia. Hasta la fecha 31 mujeres han sufrido muertes violentas a manos de hombres que decidieron asesinarlas: cometieron femicidio; que es la expresión última y más brutal de la violencia machista.

Chile cuenta con una ley que tipifica el femicidio íntimo (Ley N 20.480), y la Ley VIF de Violencia Intrafamiliar (Ley N 20.066) que regula la violencia al interior del grupo familiar y hacia cualquier miembro de la familia, pero que son insuficientes y no alcanzan la magnitud del problema.

A nivel social, nombrar el femicidio y la violencia contra las mujeres otorga un reconocimiento como fenómeno específico y con características distintas a otros asesinatos y violencias.

Sin embargo, no podemos forzar a las mujeres a denunciar, porque sabemos que esta acción no será suficiente, las mujeres que viven violencia necesitan protección, acceder a recursos y fortalecer o activar redes de apoyo.

En la década de los ‘90 en Chile, las mujeres pobladoras mayoritariamente quienes se habían organizado para enfrentar la dictadura en sus comunidades, levantaron el trabajo para acoger a mujeres que estaban viviendo violencia machista, y que muchas veces ellas mismas eran sobrevivientes de violencia por lo tanto sabían por lo que estaban pasando sus vecinas. El Primer Apoyo, brindar escucha activa y acoger en sus casas o en espacios habilitados, fue una estrategia eficaz, organizada, amorosa y solidaria que dio respuesta a las mujeres.

En este tiempo de confinamiento obligado, donde hemos constatado que el Estado es ineficaz en muchos aspectos, las mujeres vuelven a organizarse para ir en apoyo con toda la experiencia de décadas de organización feminista.

#COSECH

#vivirsinmachismo

#nuevosrelacionamientos

#rompiendoimaginarios

#entremujeres

#campaña

Fuente COSECH

te puede interesar