Home Opinión Dos mujeres: Liliana Tintori, Piedad Córdova