Home Opinión Algunas consideraciones sobre la columna “Los límites de la protesta como forma de lucha”