Presentan querella contra carabineros por golpear y disparar contra mujeres mapuche embarazadas y otros 6 comuneros

Hasta el Juzgado de Garantía de Mulchen concurrieron el pasado 11 de Junio dirigentes y victimas de la comunidad autónoma de Likankura, perteneciente al Lof Huapitrio de la comuna de Collpulli, en compañía con los abogados del Centro de Investigación y Defensa SUR con el objeto de interponer una querella criminal en contra de los que resulten responsables del delito de lesiones y lesiones graves. Los hechos que motivaron la acción legal se produjeron el sábado 23 de Mayo del 2015, cuando alrededor de las 13:00 horas, un grupo de vecinos de la comunidad autónoma de Likankura, en su mayoría mujeres, ancianos y niños, concurrieron hasta el Fundo San José Oriente, ubicado inmediatamente al norte del río Renaico en el límite de las comunas de Collipulli y Mulchen, frente al cerro Pilguen, lugar donde está realizando  faenas de cosecha la empresa Forestal Mininco S.A.

El objeto de la visita era solicitarles a los encargados de la empresa que cesaran las faenas madereras nocturnas (Astilladora, Camiones, Grúas), que impedían el adecuado descanso de los niños, adultos y ancianos de la comunidad debido al ruido. Al poco tiempo de llegar al campamento forestal, alrededor de las 13.30 horas aproximadamente se hicieron presentes funcionarios de Carabineros de Chile y de la Policía de Investigaciones (PDI), además de ellos habían aproximadamente 5 personas civiles que estaban a cargo de las faenas Forestales. Solicitaron entonces hablar con el Jefe de Área de Forestal Mininco, pero este no se encontraba. Esperaron varias horas la llegada del encargado de la empresa.

Después de 5 horas les avisan que no concurriría ningún representante de Forestal Mininco S.A hasta la faena. Debido a lo anterior los comuneros decidieron volver a sus hogares con el compromiso de volver el próximo lunes para recibir la respuesta de la empresa. Antes de retirarse en forma pacífica, el Werken Ismael Navarrete Muñoz, en compañía de carabineros, PDI, y encargados de la empresa procedieron a verificar el buen estado de la maquinaria, vehículos e instalaciones, con el objeto de corroborar la inexistencia de daños o perjuicios.

En momentos en que Ismael Navarrete Muñoz era el último que se retiraba en compañía de Carabineros, este fue sorpresivamente reducido e inmovilizado por los funcionarios, para luego ser detenido. En esos instantes patrullas de carabineros y efectivos de fuerzas especiales apostados en el camino, cierran el paso al resto de las mujeres, niños y adultos mapuche que se retiraban del lugar, y sin motivo aparente comienzan a hacer uso de gases lacrimógenos y de sus armas de servicio en contra del grupo antes mencionado, el que al verse atacado comenzó a huir en todas las direcciones.

Producto del accionar de los funcionarios, resultaron con lesiones las siguientes personas: Nora Fritz Ñancul, quien presenta un estado de embarazo la que fue impactada en ambas piernas con siete perdigones metálicos provenientes de disparos percutidos por funcionarios de carabineros. Posterior a recibir los impactos balísticos fue arrastrada hasta el carro policial, por encima del ripio del camino, por parte de los funcionarios. En el trayecto recibió golpes de pies y puños por parte de los funcionarios policiales mientras era arrastrada, además fue maniatada. Además, en su relato, ella señala que mientras todo esto sucedía era insultada con epítetos racistas, además de ser amenazada de muerte con frases tales como “Indios culiaos, conchetumadre, pagan 3 millones de pesos por matar a uno de ustedes“. Todo esto en presencia de su hijo de 12 años, M.A.F, quien intentó socorrerla sacándose su polera en intentando ponerla a modo de venda en las heridas sangrantes de su madre, lo que fue impedido por los funcionarios que procedían a la detención.

La señora Nora Fritz Ñancul permaneció hospitalizada alrededor de 10 días. Marta Quipaillan Romero. Al momento de los hechos presentaba 24 semanas de embarazo (6 meses) fue detenida por carabineros para luego recibir constantemente golpes pies y puños, tirones de pelo, estrangulamiento e insultos racistas. En su relato, esta señala que “solo dejaron de golpearla cuando un funcionario policial se dio cuenta que estaba embarazada“. Además resultaron con lesiones producidas por golpes de pies, puños y elementos contundentes, tirones de pelo, estrangulamientos e impactos de perdigones metálicos disparados por las armas de servicio de los funcionarios, además de amenazas y actos intimidantes consistente en apuntar con sus armas de servicio a las mujeres, niños y adultos mapuche e insultos; Sergio Ñancul Acuña, l Elias Fritz Ñancul. Herido con perdigones, Noelia del Carmen Curinao Ñancul. Grisel Fritz Ñancul. . Lesiones leves por arrastre por la zarsas. Juan de Dios Ñancul Sepulveda. Recibió golpes en sus piernas, aún con secuelas. Carlos Mellado Salamanca. Cabe consignar además que en el actuar de carabineros resultaron tres caballos con impactos de perdigones en sus cuerpos, dichos caballos pertenecen a Emelina Ñancul Romero e Ismael Navarrete Muñoz.

El equipo jurídico de CIDSUR considera que estos hechos que configuran el delito de Lesiones Graves del Art 397 Código Penal, además del delito de abuso contra particulares del Art 258 Código Penal, por parte de los funcionarios de Carabineros que estaban en el lugar de los hechos., esperan que se pueda identificar y sancionar a los responsables.

Fuente: CIDSUR

extraído de Radio Villa Francia

Comparte esta información...
Share on FacebookEmail this to someonePin on PinterestDigg thisPrint this pageTweet about this on Twitter

Agregar un comentario

Su dirección de correo no se hará público. Los campos requeridos están marcados *