Pilén: Barro y comunidad en tiempos de we tripantu

Fuimos con Don Luis a buscar el colo, tierra arcillosa de la zona con que las loceras confeccionan su alfarería. Entre cerros y valles de lo que va quedando de bosque nativo y plantaciones de pino y eucaliptus, se encuentra un remoto yacimiento desde el cual obtienen la tierra rosada, con la que se generan los utensilios de greda en Pilén.

Realizando pruebas con apenas una noche de secado, pudimos notar que esta tierra reaccionó bien con la proporción 1 de arcilla por 2 de arena. Así, la alfarería de Pilén, se logró graficar en el muro con el propio color rosado que es utilizado por las loceras.

La loza de Pilén es una representación de su entorno, la manifestación de un modo de vida arraigado a la tierra y con profundo sentido de pertenencia. Algo que se reflejó en los dibujos de los niños, que fueron la fuente desde la cual se generó el diseño de este mural.

Nuevo ciclo

Durante la tarde-noche del viernes y la mañana del sábado comenzaron a llegar hasta la Escuela La Capilla de Pilén Alto, veintidós espíritus colaborativos, conformando un equipo excepcional que convivió durante dos días. Desde los alrededores de Pilén, Cauquenes, Chanco, Chillán, Vichuquén, Rancagua, Valdivia, Santiago y Buenos Aires, confluyeron caminos con experiencia en educación formal y no formal, artes visuales, albañilería, construcción y arquitectura, artesanía; encontrando un punto de unificación para tan diversos aprendizajes, en el estucado con arcillas de colores.

La realización del mural contó con la participación activa de los niños y niñas de la escuela, su profesor Daniel Yañez, apoderad@s y vecin@s; además de visitas honorables, durante la tertulia del sábado, desde la comunidad mapuche de Cauquenes, la docencia artística en la región y la música popular.

La jornada muralista transcurrió bajo un Sol intenso que brilló todo el fin de semana, una noche alrededor del fuego, celebrando el encuentro en pleno solsticio de invierno. Conmemorando tiempos de we tripantu, la renovación de los ciclos naturales terrestres y estelares.

Educación rural

El contexto de esta experiencia es una escuela rural unidocente, con 7 alumnos. un lugar con forma de vida propia, donde abundan los hornos para hacer carbón, los campos de arado, los talleres de alfarería en las casas entre valles y lomas. Un tiempo y ritmo de vida que se diferencian del devenir moderno. Una tranquilidad única y transparencia en los ojos de sus habitantes.

Siendo la alfarería un oficio identitario de la localidad, los niños y niñas de la escuela estudian alfarería. También aprenden sobre apicultura, agricultura, además de las materias curriculares. El reconocimiento en esta experiencia es a la educación rural en su fortaleza y autenticidad; al profesor y director, Daniel Yañez; a Doña Berta, cocinera; y Don Luis, auxiliar y guía en la búsqueda de arcillas. Son quienes sostienen la magia.

Colectivo Tierra Mural

Mayor información: http://tierramural.blogspot.com/

Comparte esta información...
Share on FacebookEmail this to someonePin on PinterestDigg thisPrint this pageTweet about this on Twitter

Agregar un comentario

Su dirección de correo no se hará público. Los campos requeridos están marcados *