Periodistas del Paraguay demandan el desmantelamiento de la narcopolítica

Comunicado a la opinión pública

La Coordinadora de Periodistas en Alerta, el Sindicato de Periodistas del Paraguay y el Foro de Periodistas Paraguayos se dirigen a la opinión pública nacional e internacional para expresar su preocupación por la posible puesta en libertad del exintendente de Ypejhu, Vilmar ‘Neneco’ Acosta, acusado de ser el autor moral del asesinato de nuestro colega Pablo Medina y su acompañante, Antonia Almada, el 16 de octubre del 2014.

Vilmar Acosta es un prófugo de la justicia y su captura ha sido pedida a la INTERPOL. Luego de meses de rastreo se logró ubicarlo en una comunidad de Matto Grosso do Sul, Brasil, detenido y llevado a una dependencia policial a la espera de la definición de los trámites para su remisión al Paraguay donde está acusado de varios delitos.

Sin embargo, el juez a cargo del caso en dicho estado de Brasil estaría a punto de liberarlo dado que no se ha radicado el pedido de detención por parte de la Embajada Paraguaya en el Brasil.

Exigimos en consecuencia, para que no vuelva a suceder como en otros casos, que el Gobierno y la Fiscalía General del Estado impulsen todas las medidas para asegurar la prisión del detenido Vilmar Acosta y se sustancien las medidas para su pronta comparecencia ante los tribunales paraguayos, donde deberá ser juzgado.

Solicitamos, asimismo, a las autoridades brasileñas, extremar las medidas del caso para que el citado prófugo de la justicia no sea puesto en libertad, con lo cual se estaría dando un caso de impunidad. Las autoridades brasileñas deben acceder al pedido de las autoridades paraguayas y facilitar la comparecencia de Vilmar Acosta ante los tribunales paraguayos, como parte del compromiso común de ambos países de combatir a la delincuencia organizada y, en particular, al narcotráfico y quienes lo lideran.

Además, exigimos la inmediata investigación y esclarecimiento del asesinato vil del compañero Gerardo Servián, en la frontera paraguayo-brasileña, el pasado jueves 5 de marzo. La muerte del periodista evidencia una vez más el poder de la mafia y el retroceso en materia de libertad de expresión y derechos humanos bajo este gobierno. El Estado paraguayo debe proteger la vida y libertad de los ciudadanos. Y hasta el momento, no está cumpliendo.

Es necesario y urgente desmantelar la narcopolítica en todo el territorio nacional. De lo contrario, seguiremos sufriendo la pérdida de compatriotas que se encuentran indefensos. Nuestra vida está en juego.

Asunción, 6 de marzo de 2015.

Fuente: Sindicato de Periodistas

Comparte esta información...
Share on FacebookEmail this to someonePin on PinterestDigg thisPrint this pageTweet about this on Twitter

Agregar un comentario

Su dirección de correo no se hará público. Los campos requeridos están marcados *