Valoran proyecto del Senado que pide adoptar recomendaciones de la ONU sobre DDHH

Por José Luis Vargas, Observatorio Ciudadano

* El proyecto de acuerdo fue aprobado la semana pasada por el Senado y establece que el Estado de Chile deberá asumir e implementar las recomendaciones de la ONU emanadas del Examen Periódico Universal (EPU) del Consejo de Derechos Humanos, e impulsar la pronta aprobación de una institución nacional sobre la materia y la Defensoría de las Personas.
* “La aprobación de este acuerdo por parte de la cámara alta es valiosa, por cuanto a través de éste viene a asumir el rol que le compete al legislativo en el cumplimiento de las obligaciones internacionales contraídas por el estado de Chile en materia de derechos humanos”, señaló José Aylwin, co director del Observatorio Ciudadano.

El Observatorio Ciudadano valoró el proyecto de acuerdo aprobado la semana pasada por el Senado, donde se estable el deber del Estado de asumir e implementar las recomendaciones de la ONU emanadas del Examen Periódico Universal (EPU) del Consejo de Derechos Humanos. El texto solicita, además, acelerar las reformas para establecer cuanto antes, mediante esfuerzos decididos y por la vía legislativa, una institución nacional de DD.HH conforme a los Principios de París. Así como la creación de una Defensoría de las Personas.

Cabe recordar que a mediados del año 2009 el Estado de Chile fue sometido por primera vez al Examen Periódico Universal (EPU), mecanismo instaurado por el Consejo de Derechos Humanos (CDH) de la ONU, el cual está destinado a evaluar la medida en que los Estados miembros de esta entidad respetan las obligaciones de tratados y compromisos voluntarios en materia de derechos humanos.

De conformidad al procedimiento establecido, los Estados que integran el CDH y los Estados observadores, teniendo presente los informes y la presentación oral del gobierno de Chile, los informes de la sociedad civil y la compilación preparada por la Oficina del Alto Comisionado de las Naciones Unidas para los Derechos Humanos, constataron en el caso de Chile serias limitaciones institucionales y políticas en el cumplimiento de sus obligaciones internacionales en esta materia.

Entre las principales recomendaciones realizadas por el CDH al Estado de Chile, está la necesidad de establecer una institución nacional de derechos humanos acorde con los Principios de París, la reforma del sistema electoral, y el establecimiento de legislación para asegurar la igualdad del hombre y la mujer.

De acuerdo a José Aylwin, co director del Observatorio Ciudadano, “la aprobación de este acuerdo por parte de la cámara alta es valiosa, por cuanto a través de éste viene a asumir el rol que le compete al legislativo en el cumplimiento de las obligaciones internacionales contraídas por el estado de Chile en materia de derechos humanos”.

Aylwin subrayó que el cumplimiento de las recomendaciones realizadas el 2009 al Estado de Chile por el Consejo de Derechos Humanos de la ONU “es una tarea que compete no solo al ejecutivo, sino también al legislativo. Ello dado que muchas de dichas recomendaciones, como la creación de una institución nacional de derechos humanos acorde con los Principios de París, supone reformas legislativas que deben ser aprobadas por el Congreso Nacional”. Sin embargo, agregó, “muchas otras suponen la adopción de políticas públicas que hasta ahora no han sido impulsadas por el ejecutivo, como aquella que supone el término de situaciones de discriminación que afectan a entre otros, pueblos indígenas, migrantes y mujeres”, puntualizó.

Cristóbal Carmona, coordinador del Área Jurídica del Observatorio Ciudadano, considera que este gesto del Senado muestra la falta voluntad política del ejecutivo en la materia: “La exhortación parlamentaria deja en evidencia que el gobierno, a casi dos años de formuladas las recomendaciones, no se ha hecho cargo de su cumplimiento efectivo”.

En lo que se refiere al Instituto Nacional de Derechos Humanos, por ahora éste no cumple con los principios de París respecto a las capacidades y a la autonomía que debe tener dicho organismo. “El Instituto Nacional de Derechos Humanos sigue sin responder a lo establecido internacionalmente, está lejos de ser un defensor del pueblo y de gozar de mayor autonomía para establecer acciones más directas y fiscalizar al Estado. Además resta una reforma del Instituto Nacional de Derechos Humanos”, indicó.

“El Estado de Chile debería hacer lo posible por cumplir de mejor manera las recomendaciones que se le han hecho. Al cumplir con las obligaciones internacionales en materia de derechos humanos, contribuiría con una profundización de la democracia, los derechos de los individuos y comunidades indígenas frente al poder del Estado”, concluyó Cristóbal Carmona.

foto lopezgarroz

Comparte esta información...
Share on FacebookEmail this to someonePin on PinterestDigg thisPrint this pageTweet about this on Twitter

Agregar un comentario

Su dirección de correo no se hará público. Los campos requeridos están marcados *