Modelo de intervención

Por Samuel Jiménez M.

Las mayorías nacionales de trabajadores del campo y la ciudad, no logran ejercer su condición y terminan subordinados a los intereses de pequeños grupos de poder.

La guerra de baja intensidad, el uso de los medios de comunicación, han sido los elementos finales de una acción que impide la suma de las mayorías, fortaleciendo su división. Es la escuela del modelo de intervención de los aparatos de inteligencia de USA en el mundo.

Lo importante es trabajar en cada una de nuestras comunidades, para aislar a los agentes que ejecutan ese modelo.

Las imágenes recientes de Siria y las declaraciones del gobernante de USA reconociendo su participación en la creación de las crisis del mundo árabe por medio de acciones de fuerza encubiertas, manejo comunicacional y eliminación criminal de miles de personas, es una demostración de barbarie actualizada.

Lo que hacen en el mundo árabe lo hacen en nuestros países, en nuestras comunidades, en nombre de una libertad que tiene precio y un claro vacío espiritual.

Al reconocimiento del señor Obama de la intervención apoyando a supuestos rebeldes en Siria podemos sumar un prontuario de intervenciones criminales que asombra y que reclama una condena de los pueblos del mundo.

Lo hicieron en China en 1945, en Italia en 1948., en Filipinas, Corea, Albania, Alemania en 1950, Guatemala, en Siria en 1956, Viet Nam desde 1950 hasta 1973 en una guerra que el mundo recuerda por su horror y por la capacidad de  Ho Chi Minh  para vencer a USA. Brasil en los 60 y su participación en todas las dictaduras militares en, América Latina, incluyendo Chile.

Desde Irak a Siria la intervención de USA se multiplica en actos terroristas, bombas, invasiones militares abiertas, sanciones, embargos, aislamiento, asesinatos, etc.

Los medios de comunicación actúan como muros de silencio, la clase política cambia de nombres pero mantiene el mismo estilo y los pueblos aún no encuentran el camino para superar la “educada y fina” intervención de USA.

Ahí la historia, los documentos, el testimonio de las imágenes y los “informes desclasificados de la CIA”, recursos naturales y la explotación y abuso de los derechos de personas y pueblos se transforman en la explicación de tanta violencia.

En Chile, se reproduce el modelo de intervención, el control de los medios de comunicación y el tipo de pauta informativa juegan a favor de grupos pequeños pero con gran capacidad económica para subordinar a las mayorías.

Las canditaduras  de proyectos personales son apoyadas por la prensa oficial, en la medida que sirven para dividir e impedir la unidad de sus mayorías sociales, dejando a las propuestas colectivas la tarea de generar capacidades para avanzar creando sin pausa y sin prisa nuevas formas de articular y realizar proyectos comunes.

El pueblo reconoce su rostro, su historia y su futuro,es cosa de observar la realidad de cada comunidad.

Comparte esta información...
Share on Facebook
Facebook
Email this to someone
email
Pin on Pinterest
Pinterest
Digg this
Digg
Print this page
Print
Tweet about this on Twitter
Twitter

Agregar un comentario

Su dirección de correo no se hará público. Los campos requeridos están marcados *