Ministro Aldana mantiene decisión de no someter a proceso a civiles en caso Laja-San Rosendo

reconstilaja6Tras concluir las diligencias ordenadas por la Corte de Apelaciones de Concepción en el marco del caso Laja-San Rosendo, el ministro para causas de derechos humanos, Carlos Aldana decidió mantener el cierre del sumario sin someter a procesamiento a ejecutivos y empleados de la CMPC como responsables de las detenciones y posteriores muertes de 18 trabajadores de esa compañía y de Ferrocarriles del Estado, el 18 de septiembre de 1973.
Tal decisión que fue conocida por el abogado querellante Mauricio Araneda, durante el fin de semana, causó decepción en los familiares que esperaban que el ministro Aldana diera un paso más en esta investigación y procesara a un grupo de civiles, pues consideran que existen los antecedentes suficientes para ello.

El abogado Araneda dijo que la decisión de Aldana le fue comunicada verbalmente y que espera conocer la resolución para ver los fundamentos de la misma. No obstante, anunció que en su calidad de querellante junto al Programa de Derechos Humanos, insistirán ante el ministro solicitando el procesamiento de los civiles cuya participación en los hechos estaría acreditada.

El jurista precisó que para ello tienen al menos 15 días de plazo y que, seguramente, tendrán que llegar a la Corte de Apelaciones.

Fue el 6 de enero de este año, cuando el tribunal de alzada ordenó al ministro Aldana reabrir el sumario y concretar una serie de diligencias específicas consistentes en careos e interrogatorios, así como todas aquellas que directa o indirectamente derivaran de las anteriores, como también las que aconsejaran la propia investigación, “hasta agotar la investigación de los hechos que originaron esta causa”.

Después de casi cinco meses, tales diligencias se cumplieron, manteniendo el ministro especial para causas de derechos humanos, su decisión de cierre del sumario y no procesamiento a los civiles involucrados.

Mauricio Araneda dijo que a los querellantes les asiste la convicción que sí hay méritos más que suficientes en la causa para dictar esos procesamientos, línea de trabajo que han seguido hace más de 4 años.

Por su parte, Emilio Araneda –quien junto a Mauricio, son hijos de Luis Araneda, una de las víctimas de esta matanza- precisó que en estos últimos seis años se han entregado todos los antecedentes que demuestran que un grupo de ejecutivos y empleados de la CMPC “fueron artífices civiles de la matanza, por eso, estamos consternados y con dolor decimos que todavía hay jueces que no son capaces de avanzar en la materialización de la justicia”. En todo caso, precisó que los familiares seguirán avanzando para “que la verdad se imponga”.

escrito por TBB

Comparte esta información...
Share on FacebookEmail this to someonePin on PinterestDigg thisPrint this pageTweet about this on Twitter

Agregar un comentario

Su dirección de correo no se hará público. Los campos requeridos están marcados *