La historia de la cafetera quebrada en el 494 Aniversario de la Reforma

por Sergio Talero ALC, San José,  “Una cafetera hermosa estaba puesta en un sitio alto y visible de una casa. La cafetera se sentía a sí misma orgullosa de su lugar y el servicio que prestaba. Una vez la dueña de casa tropezó y eso ocasionó que la cafetera se quebrara, quedó imposibilitada para prestar sus servicios, por supuesto su orgullo se hizo también pedazos. Al ver la dueña de casa lo que había sucedido puso a la cafetera en un rincón y con el tiempo le dio el uso de maceta. Una vez, la otrora vanidosa cafetera cuando regaban la tierra que habían puesto en ella, sintió que algo le recorría el cuerpo, fue una extraña sensación y pudo notar que de su interior estaba brotando una flor. Allí vio su vida transformada”. Esta historia fue narrada por un personaje que llamó la atención de toda la audiencia pues sus ropajes y aspectos eran de un habitante de la calle. Él irrumpió en medio del culto y pidió la participación, cosa que le fue concedida y con esta reflexión y otras más puso a los asistentes a reflexionar.

Se trató del conocido actor costarricense Marco Palma quien adelanta un ministerio que busca sensibilizar sobre el trato que tienen las personas excluidas en la sociedad. Así se vivió la Celebración del 494 Aniversario de la Reforma Protestante que se llevó a cabo en las instalaciones de la Iglesia Luterana Costarricense el domingo 30 de octubre.

Esta fiesta contó con comida, danza, teatro, cantos individuales, aires musicales de varias partes de América. Este ágape se prolongó por más de cinco horas y contó con la presencia de pastores y pastoras de varias confesiones cristianas y más de un centenar de personas de las diferentes iglesias y organismos miembro de la Mesa Nacional CLAI Costa Rica.

La jornada tuvo como telón de fondo “la Esperanza”, bajo el texto de 1 Pedro 1.3-9. Esperanza tan necesaria en un mundo con un serio desastre ecológico, más de 5 millones de desempleados en Europa y soluciones únicamente para las corporaciones bancarias pero no para la gente empobrecido por el mismo sistema. En el ámbito local la amenaza está latente, pues la reducción de los servicios de salud, de educación, el déficit fiscal y por supuesto el desempleo en alza son cosas que demandan el pronunciamiento de las iglesias, puntualizó el Rev. Roger Cabezas presidente de la Mesa Nacional en Costa Rica.

A esta voz también se unió por su parte el obispo de la Iglesia Luterana Costarricense Melvin Jiménez, quien agradeció como anfitrión a quienes estábamos presentes a su vez que nos desafió a seguir este camino de unidad con miras a las situaciones que vive el país así como la celebración del 500 aniversario en el 2017 que contará con jornadas de capacitación, mesas redondas y muchas actividades más. Esperamos que las celebraciones en otras partes hayan sido tan satisfactorias.

Comparte esta información...
Share on FacebookEmail this to someonePin on PinterestDigg thisPrint this pageTweet about this on Twitter

Agregar un comentario

Su dirección de correo no se hará público. Los campos requeridos están marcados *