Indignados viñateros del Valle del Itata protestaron en Concepción por bajo precio de la uva

Apenas les pagan $ 50 por el kilo de uva, valor que ha ido bajando cada año y que ni siquiera les alcanza para cubrir los gastos de mantención de sus viñas. Esta dramática situación obligó a viñateros del Valle del Itata a llegar hasta Concepción para protestar simbólicamente regalando racimos de uvas a los transeúntes.

En la Plaza de la Independencia, se instalaron con sus cajones de uva y letreros donde se leía: “Somos los indignados del Valle del Itata”. Allí regalaron uva blanca y negra, explicando las razones de su singular manifestación, que ya habían realizado hace un par de años.

Pero no se quedaron sólo en la denuncia. Dirigentes de las comunas de Coelemu, Quillón, Trehuaco, Ranquil, San Nicolás, Portezuelo y Florida se trasladaron hasta la Intendencia del Bío Bío donde se reunieron con el Ministro de Agricultura, Carlos Furche, con el intendente Rodrigo Díaz y con los diputados Clemira Pacheco, Loreto Carvajal y Jorge Sabag.

Víctor Rabanal, presidente de la Red Regional del Vino, fue el encargado de exponer en grandes líneas, los principales problemas del sector. Para graficar la situación difícil que viven explicó: “ Las grandes viñas llegan a nuestra zona y nos pagan $50 el kilo de uva, con una producción de 40 mil kilos, con 2 millones de pesos hay que vivir todo el año. ¿Es posible? Es algo que no tiene nombre. Vemos gente con mucha necesidad”.

Luego, cada representante expuso brevemente sus demandas ante las autoridades. Juan Carlos Lagos, presidente del Comité de Viñateros de Quillón, “cuando tocamos el tema del precio, siempre nos dicen esto es una relación entre privados. ¿Qué pasa con todo el dinero que los distintos gobiernos invierten a través de Pro Chile, por ejemplo, para que estas grandes empresas exporten sus vinos. Son muchos los recursos que se invierten en ellos y después castigan a los pequeños productores con bajo precio de su producción. Me encantaría que se combatiera la desigualdad que hay con esto”.

Patricio Bustos, presidente del Comité de Portezuelo, “soy uno de los miles de indignados del Valle del Itata. Siento impotencia. En el gobierno he escuchado un discurso de igualdad, que van a escuchar las necesidades de las personas. Pero el poderío económico es mayor. ¿Tan grande es el modelo que atropella la historia, las costumbres y tradiciones de los campesinos? ¿Para qué está el gobierno?. Somos uno de los miles de indignados que hay en este país”.

Magdalena Figueroa, productora de Chillán, relató que es abismante la diferencia de los precios. “Hay familias con hijos, hay mujeres un porcentaje importante de las tierras y los cultivos están en manos de mujeres. El estado debe intervenir con mucha fuerza, es insostenible la situación. A todos nos tiene frente a la incógnita frente a qué hacemos. Por favor, intervengan”.

Dagoberto Riquelme, representante de los viñateros de Florida, dijo que es una de las comunas más grandes del sector rural, con mucha pobreza. “No tenemos el apoyo que deberían darnos para salir de la pobreza”. Le preocupa la denominación de origen de las cepas.

Habló también el alcalde de Trehuaco, Luis Cuevas, comuna que tiene 70% de producción agrícola. “El problema de la uva Pais lo venimos trabajando hace tiempo. En el anterior gobierno de la presidenta Bachelet, se hizo un encuentro con los viñateros y e creó un plan especial de financiamiento para respaldar a los viñateros, ese plan se podría retomar, hacer un fondo común para dejar de depender de los usureros del norte que se llenan los bolsillos a costa de los pobres campesinos. La situación no da más, los campesinos se están ahogando”.

Antes de escuchar al ministro de Agricultura, se dio lectura al petitorio de los viñateros que incluye diez puntos. Entre ellos un bono productivo para los viñateros que permita costear los gastos de fertilizantes, insumos y otros. No se trata de un bono de sequía, se aclaró. También se pidieron más recursos para proyectos asociativos para invertir en bodegas de acopio y envasadoras locales, por ejemplo.

También solicitaron asearía técnica en vinos con identidad y que se estudie el impuesto que deben pagar frente a los grandes productores que es el mismo. Asimismo, pidieron la condonación de las deudas que tienen con Indap.

Rodrigo Díaz dijo que esta situación era centro de preocupación. “Tenemos una tremenda posibilidad de abordar para la zona del Itata, con instrumentos diferenciaos distintas políticas para abordar lo que e ha planteado”. Explicó que la primera reunión de trabajo sobre la zona de rezago se tendrá el próximo jueves,

Cuando le correspondió hablar, el Ministro de Agricultura, detalló los mecanismos con que se cuenta para abordar algunas de las situaciones planteadas por los viñateros. En cuanto al bono, dijo que no lo podía comprometer porque había que estudiarlo. Más tajante fue respuesta en cuanto a que el Estado fije el precio de la uva: “El Estado no compra uvas ni fija el precio, no existe un marco legal para hacerlo”, recalcó.

Escrito por TBB

Comparte esta información...
Share on FacebookEmail this to someonePin on PinterestDigg thisPrint this pageTweet about this on Twitter

Agregar un comentario

Su dirección de correo no se hará público. Los campos requeridos están marcados *