Gobierno chileno monitorea redes digitales y abre polémica

Por Mauricio Weibel (dpa) / La Sociedad

El gobierno conservador de Sebastián Piñera instaló en Chile un plan de comunicación digital para promover sus logros, que incluye incluso monitorear los debates en blogs, Facebook y Twitter, revelaron hoy sus responsables.

“El gobierno tiene la responsabilidad de escuchar lo que sucede en las redes sociales digitales”, justificó abiertamente Pablo Matamoros, consultor web de Piñera. “No es algo facistoide”, añadió.

Matamoros, filósofo y master en ciencia política en España, contó a dpa que él mismo usa el software BrandMetric para conocer las opiniones de sus compatriotas ante distintas acciones del gobierno.

“Yo tengo la responsabilidad de informarle al presidente, pues a él le interesa”, develó. No obstante, dijo que el gobierno no toma todas sus decisiones en función del mundo digital.

La tecnología de monitoreo, disponible en Internet, incluso permite saber la localización geográfica exacta de quien emite una opinión. La propia empresa que comercializa BranMetric lo anuncia.

“Si un usuario menciona tu marca (en Twitter), obtenemos su posición exacta y lo ubicamos en el mapa”, promete la firma en su sitio digital corporativo.

Matamoros, a quien a veces el presidente le pide que investigue algunos temas en la web, además admitió que este monitoreo les ha permitido saber cómo los debates digitales influyen en los medios.

“Por ejemplo, si un tema cobra fuerza el lunes en Internet, el jueves llega a los medios” y eso posibilita al gobierno “pensar en su pauta”, sostuvo.

Para Matamoros lo más importante es poder saber qué personas son más influyentes que otras en Internet. “Lo importante es la métrica, o sea cuánto vale cada uno” como líder de opinión, explicó.

Una arista compleja es la posibilidad de intervenir directamente en los debates digitales, como permiten algunos programas. “La línea es muy delgada, yo antes era un kamikaze”, reconoció.

Esa intervención, en torno a determinadas conversaciones digitales, es llamada “gestión de incidentes” en www.brandmetric.com, empresa que hasta tiene una solución para ello.

“BrandMetric provee un sistema de gestión de incidentes que le permitirá coordinar y controlar a su equipo de trabajo para ejecutar este delicado proceso”, publicita la compañía en su web.

Ante ello, Matamoros dijo que no hay una acción concertada en el gobierno, pero que él a veces entra a un debate a título personal. “Además puedo llamar a un ministro o subir una nota a la web”, acotó.

Nicole Forttes, jefa de comunicación digital del Ministerio Secretaría General de Gobierno (Comunicaciones), sostuvo además que el esfuerzo digital es parte del “apostolado del gobierno”.

“La idea es ser un gobierno cercano, que trabaje 24 horas y siete días a la semana, y poder escuchar a la ciudadanía y donde más se cumplen esos tres apostolados es en Internet”, afirmó Forttes.

“Trabajamos por ejemplo a través de las páginas web del gobierno y de Facebook (…) donde tenemos la posibilidad de saber qué está pasando”, insistió la funcionaria.

Forttes, quien unificó los criterios digitales del Ejecutivo, agregó que hoy la mitad de los chilenos tiene cuentas en Facebook, unos siete millones, mientras que otros 300.000 están en Twitter.

La funcionaria, tras señalar que el gobierno no es una marca, sostuvo que no sería lícito intervenir con avatares en los debates de la gente en Internet.

Sin embargo, el tema preocupa a algunos. Bajo anonimato, un funcionario del área de salud contó que dejó de usar Facebook y Twitter cuando supo que el jefe de comunicaciones de su servicio monitoreaba sus debates. “Te vigilaba y no podías hacer nada”, dijo.

Amnistía Internacional (AI), que entiende este tema ligado a los derechos de la comunicación, planteó en su informe anual que los gobiernos “utilizan la cibertecnología para violar el derecho a la intimidad y controlar la información”.

La presidenta de la Asociación Mundial de Radios Comunitarias (AMARC), María Pía Matta, planteó a dpa que el tema de fondo es que “falta regular qué pueden hacer o no los gobiernos en Internet”.

“Otro asunto es cómo se impulsan más prácticas sociales en Internet, que las redes digitales sociales no sean solo un lugar para exponer la intimidad”, concluyó.

La línea, como sostuvo Matamoros, es delgada pues la propia gente es la que decide hacer públicas sus ideas al subirlas a Internet, sabiendo que ellas quedan expuestas a todos.

Comparte esta información...
Share on FacebookEmail this to someonePin on PinterestDigg thisPrint this pageTweet about this on Twitter

  7 comments for “Gobierno chileno monitorea redes digitales y abre polémica

  1. claudio
    3 Junio 2011 at 14:44

    yo decido hacer públicas mis ideas al subirlas a internet, pero no mi ubicacion geografica!!!! no pueden invadir la privacidad de las personas a ese nivel!! que se creen!!!

  2. Marcelo
    3 Junio 2011 at 15:53

    Lo unico que nos faltaba. perder la libertad de expresion

  3. Jfrez
    3 Junio 2011 at 19:02

    Y quien dijo que lo que publicas en twitter o en blogs es privado????. Si no quieres que te oigan no hables.

  4. julio campo
    3 Junio 2011 at 22:17

    creo que hasta los presos en la carcel estan menos controlados,empezo la campaña del terror.

  5. Chubasco
    3 Junio 2011 at 23:57

    No entiendo la “mala leche” del artículo

    Si alguien postea algo en twitter o en Facebook, no se le pasa por la cabeza.. no se… que pueden correr el tremendo riesgo… de que los lean?!
    No es como si te leyeran el diario de vida..

  6. Juan Burgos Romero
    5 Junio 2011 at 9:13

    Me parece muy bien en todo caso. Es bueno que un gobierno que sepa que la democracia representativa no es la panacea, por el contrario, hoy se transforma en un obstáculo para los cambios que requiere el país. En lo particular, a mi solo me interesa las políticas medioambientales y la educación y, por supuesto quiero que sepa el gobierno que al respecto nada ha hecho, aparte de reconstruir las escuelas y parar la construcción de una termoeléctrica. No existe política medioambiental clara y un programa de educación, que tenga por objeto cambiar la mentalidad de nuestros ciudadano futuros, en cuanto al consumo responsable y respeto del medio ambiente. En este gobierno, es donde se ven más amenazados estos dos aspectos. La educación, porque a la economía social de mercado solo le interesa que un individuo consuma sin discriminar (sea consumista); por tanto entre más específica sea la educación, menos visión panorámica para que este individuo pueda discriminar. El medio ambiente, por la depredación feroz que los empresarios han hecho y siguen haciendo de los recursos naturales que se han repartido después de la colonia, que ha traído dolor y muerte, no solo a los habitantes naturales de este suelo, sino que además al resto de seres vivos que tiene la misma prerrogativa de vida que los humanos. Pero si un presidente piensa que las personas son más importantes que su medio ambiente, ¿qué se puede esperar entonces? El presidente es un empresario que se dedicará a manejar sus negocios después de esta aventura ególatra y que aprovechará esta plataforma para que las políticas del país, sean favorables a sus intereses y los de sus colegas.

  7. Esteban
    7 Junio 2011 at 16:35

    El tema es que es injusto, un desbalance de poder, que un organismo que cuenta -o puede contar- con todos los empleados que desee para hacer lo que desee, monitoree de esta manera a la población.

    Si mañana -u hoy o ayer- quisieran identificar a quienes piensan de una determinada forma, podrían hacerlo, porque no son una persona, son miles que trabajan coordinadas, financiándose con nuestro dinero. Le pagamos al gobierno para lo que nosotros deseamos, no para que nos vigilen.

    Es como tener micrófonos en los lugares públicos.

    Es cierto que cada vez que hablas en la calle, sabes que alguien podría casualmente escucharte, pero distinto es que descubras que alguien está escuchándote escondido a propósito.

    Cuando tú no tienes idea que alguien del gobierno te está leyendo y tomando nota de lo que dices, estás siendo víctima de lo mismo. Está violando tu privacidad. Porque tú crees que el fisgón del gobierno es una persona cualquiera que no trabaja para un organismo que tiene el poder de hacerte daño o perseguirte por lo que has dicho.

    No nos olvidemos de quiénes fueron los que respaldaron a los militares! Si facebook y twitter hubieran existido en ese entonces, no les quepa duda de que nos habrían monitorizado con del mismo modo y, claro, aliminar a los indeseables habría sido más fácil, mucho más fácil.

Agregar un comentario

Su dirección de correo no se hará público. Los campos requeridos están marcados *