Elecciones municipales

Nota en audio

El próximo 26 de octubre se celebrarán la elecciones municipales en el territorio nacional, la evidencia de aquello está en las calles, techos y ventanas de los inmuebles a lo largo del país.

Notoria es  también la cantidad de apellidos famosos que corren tras un cupo en el servicio público.

Las hijas, los hermanos, los esposos o las esposas, de un diputado, de un alcalde, de un dirigente de partido, están allí con su mejor pose fotográfica.

La situación a priori no tendría nada de malo, si no supiéramos como se mueve el poder en los partidos políticos que nos gobiernan, escenario en el que sin duda, muchos y muchas militantes habrán visto con resignación como se han esfumado sus posibilidades de hacer carrera en cargos de representación popular.

Algo de ello hay en la denuncia realizada por Jorge Arrate, uno de los aspirantes socialistas al sillón presidencial, contra su compañero Marcelo  Schilling, a quien acusa de pretender vetarlo mediante veladas amenazas al partido comunista en sus declaraciones al Mercurio, donde  señala que si esta colectividad extra parlamentaria quiere llegar al parlamento mediante acuerdo con la concertación, no debería ponerse dificultades innecesarias apoyando a Arrate o al Senador Navarro, otro de los díscolos del PS.

Arrate asume el golpe de la maquina partidaria, y califica de inmoralidad el hecho de que la exclusión política se constituya en moneda de cambio para la directiva de su colectividad, comentario valido pero algo ingenuo si se toma en cuenta que hace un buen rato la ciudadanía ha sido notificada de los juegos de poder llevados a cabo por las cupulas políticas.

No es casual que los apellidos, Zaldivar, Van Rysselberghe, o Cabrera de Leay , nos tomen por asalto desde las gigantografias, si estuviéramos en la India hablaríamos derechamente de Castas, pero como estamos en Chile, de lo que hablamos es de compadrazgos o  de favores concedidos, San expedito de por medio.

Por otro lado y esto si que resulta inedito e interesante, llama la atención la cantidad de candidatos y candidatas que corren por fuera de las formulas de nuestra versión chilensis de republicanos y demócratas, o en otras palabras estas dos  caras para un mismo discurso, como que hay ganas de apostar a poner otros sentidos en esta travesía democrática, la ultima palabra la tendran los electores, pero no es menos cierto que el   dinero y la publicidad  dicen mucho en estas contiendas, si no lo cree mire  la falta de identificación de logos partidarios en los carteles, mucho cielo azul, mucha sonrisa y mas de una aureola  anunciándonos que el paraíso, como otrora la alegría, ya esta a la vuelta de la esquina.

Foto: rafa2010

Comparte esta información...
Share on FacebookEmail this to someonePin on PinterestDigg thisPrint this pageTweet about this on Twitter

Agregar un comentario

Su dirección de correo no se hará público. Los campos requeridos están marcados *