Crónica de una irreciprocidad anunciada: Las gestiones de ARCHI y ANARCICH para que PRISA no renueve 37 concesiones

DESCARGA ACA EL AUDIO DE ESTA CRONICA

El 11 de septiembre de 2008, el Congreso aprobó un proyecto de ley de renovación express de las concesiones de las radios comerciales, que sumado a la vigencia del derecho preferente de los titulares de las concesiones, en la práctica equivalía a mantener el escenario de concentración de la propiedad radial por 25 años más, con graves consecuencias para la libertad de expresión, el pluralismo y la democracia.

La ley salía del Senado, un año después de que el grupo español PRISA comprara Iberoamerican Radio Chile, concentrando doce cadenas de radio FM con más de 300 concesiones de Arica a Punta Arenas, equivalentes al 40% del total del espectro, y con un acaparamiento de la torta publicitaria cercano al 60%.

Radio Tierra, la Asociación Mundial de Radios Comunitarias, junto a otros actores de la sociedad civil, buscaron demostrar en ese momento, que la creciente concentración de la propiedad de las radios en Chile era el resultado, por un lado de la falta de regulación del Estado -recordemos que la Fiscalía Nacional Económica, la Corte Suprema, la Contraloría, y la SUBTEL autorizaron la millonaria compra que efectuó PRISA sin corroborar si se cumplía la clausula de la reciprocidad de las inversiones para los capitales extranjeros, que establece la ley de prensa-, mientras por otro lado, las políticas impulsadas por los gobiernos de la Concertación bajo el lobby de la radiodifusión comercial, habían hecho mucho más dificil revertir a futuro esa concetración de la propiedad, gracias al derecho preferente y las renovaciones express de concesiones.

No hay plazo que no se cumpla ni deuda que no se pague…

Como se podía prever, la compra de concesiones efectuada en 2007 por el inversionista español PRISA era absolutamente irrecíproca, lo que quedó al descubierto cuando las autoridades españolas informaron que en ese país no era posible que un chileno comprara el 40% de las concesiones radiales, porque existía una ley que impedía la formación de monopolios. Exactamente lo que no sucedió en Chile como lo profetiza la maldición de Malinche.

Los efectos de la crisis económica internacional lograron que en estos años el grupo PRISA vendiera una de las 12 cadenas que poseía, sin que por ellos dejara de hacer sentir la asfixia económica sobre el resto de las radios comerciales agrupadas en ARCHI.

Al iniciarse el año 2010, PRISA debía renovar 37 concesiones que expiraban este año, renovación que sin embargo, como ya sabemos, es un trámite expédito, porque tienen la preferencia y porque sus costos fueron simplificados en 2008.

Por eso no puede dejar de sorprender, que dos años después, los mismos actores que promovieron la ley de renovación de concesiones express invoquen la clausula de reciprocidad de las inversiones, para solicitar a la SUBTEL que las 37 concesiones de PRISA no sean renovadas.

Este radical cambio de convicciones quedó en evidencia en un comunicado en el que la Asociación Nacional de Radios Comunitarias y Ciudadanas de Chile ANARCICH, junto a ARCHI señalaron que:

“existe un artículo de la Ley de Prensa que establece el llamado principio de reciprocidad, este  señala que los inversionistas extranjeros en radio, que superen el 10%  de la propiedad deben acreditar en forma previa que en los países de origen del capital, los chilenos poseen del mismo trato que ellos en Chile, algo que no se cumple en esta ocasión”.

El dirigente gremial, además resalto que si estas concesiones permanecen en el poder de capitales extranjeros, en este caso del Grupo Prisa, esto causa un grave daño a los chilenos en temas de igualdad al acceso de las comunicaciones.

Además, Cancino menciono que “no entendemos como se generaron condiciones para que empresas extranjeras cuenten con todas las facilidades para instalarse en nuestro país y a los propios chilenos que buscan instalar una radio comunitaria para hacer servicio comunitario, se colocan tantas trabas, no cuentan con las mismas facilidades de  derecho e igualdad al espectro radial,  se les persiguen y requisan equipos.

Para Cancino, este es un tema reiterado para  cientos de radios comunitarias que hoy se ven limitadas para acceder  y regular su situación de acceso al espectro radioeléctrico, el dirigente además señala que “las radios comunitarias defendemos nuestro derecho a la información, al pluralismo y la diversidad, por lo cual necesitamos más espacios  para la comunicación comunitaria y no a la concentración de medios, ni de la información por capitales extranjeros”.

Esta iniciativa fue presentada por las dos asociaciones gremiales más representativas del país, ya que ambas tanto, Anarcich, como, Archi, consideran  que las peticiones presentadas en esta oportunidad están basadas con argumentos sólidos y legales.”

Pero que conste para nuestros auditores y auditoras, hace mucho tiempo que lo advertimos…

Comparte esta información...
Share on Facebook
Facebook
Email this to someone
email
Pin on Pinterest
Pinterest
Digg this
Digg
Print this page
Print
Tweet about this on Twitter
Twitter

Agregar un comentario

Su dirección de correo no se hará público. Los campos requeridos están marcados *