Comunidades mapuches exigen justicia a dos años del asesinato de Jaime Mendoza Collio

http://www.mapuexpress.net

En la conmemoración de los dos años de la muerte del comunero mapuche Jaime Mendoza Collío, asesinado por un cabo de carabineros en el marco de un proceso de reivindicación territorial, se realizaron ceremonias en las distintas comunidades del país. Además, los mapuches exigen justicia por parte del Estado Chileno.

El epicentro de esta conmemoración es la comunidad Requén Pillán, la comunidad de origen de Jaime Mendoza Collío, que ha sostenido actividades y ceremonias durante toda la semana, y el jueves a las 16 horas comenzó un gran guillatún, el que se extendió por 24 horas, donde asistieron cerca de 30 comunidades de distintos puntos del país a manifestar su solidaridad por la muerte del waichafe (guerrero) fallecido a los 24 años de edad.

En la oportunidad los comuneros exigieron al Estado chileno una real justicia, ya que luego del asesinato de Jaime, el oficial de carabineros que le disparó, Miguel Patricio Jara, acusó legítima defensa, lo que fue desmentido por la Corte de Apelaciones de Temuco, estableciendo que se realizó un nuevo caso de “violencia policial innecesaria con resultado de muerte”. Sin embargo, aún no se registra formalización alguna de los acusados.

Mario Curipán Collío, primo del comunero asesinado, conversó con Radio Universidad de Chile e hizo un llamado a las autoridades a poner en regla esta situación.

“Han pasado dos años y el carabinero todavía sigue quizás en libertad y para nosotros esto es muy molesto. Queremos hacerle un llamado al Gobierno, porque el gobierno anterior no alcanzo a hacer nada, pero pienso que este Gobierno debería apurar esta causa para que este carabinero se encuentre en las rejas. Nosotros nos mantenemos firmes, a pesar de todo, seguiremos luchando por nuestros derechos”, señaló el familiar de Jaime Mendoza Collio.

Cabe señalar que esta situación ya se repite en casos emblemáticos como el de Álex Lemún asesinado el año 2002, investigación que no se continúo, dejando a la familia sin compensación alguna, o el caso de Matías Catrileo el año 2008, cuya investigación continúa vigente y el autor del crimen, el cabo Walter Ramírez, sigue hoy activo en sus funciones, lo que ha indignado al pueblo mapuche.

En Santiago cerca de 100 personas llegaron a los pies del Cerro Huelén o Santa Lucía el pasado lunes a conmemorar la muerte de Jaime con un guillatún y una velatón. Olga Traipe, organizadora del evento, afirmó que “no se da el mismo énfasis a quien asesina a un mapuche que al que asesina a alguien de la comunidad chilena. La justicia en ningún momento cumple ninguna garantía con nosotros”.

Por todas estas razones Mónica Quezada, la madre de Matías Catrileo cuestionó la investigación y el proceso judicial que se conduce en este caso y el de otros comuneros víctimas del fuego policial.

“Den lo que den la vida nunca se recupera por una parte y las condenas en general por decir lo menos son una burla, son penas remitidas, y en el caso de Jaime se pidió pena máxima, pero después hay que ver cuál es la realidad, porque en el caso de Matías habían pedido diez años al fiscal militar, pero eso nunca se realizó. Creo que esto es una clara evidencia cómo el sistema judicial propiamente tal no tiene ningún sentido como funciona”, subrayó Mónica Quzada.

La mujer añadió que no tiene ninguna confianza en la justicia chilena, ya que se estructura sólo para proteger a los representantes del poder económico, que llegan a las comunidades con sus fundos y sus grandes proyectos energéticos, arrasando con todo.

Mónica Quezada advirtió que hoy sólo se sabe de la violencia que se vive en el sur a través de Internet, pero que esta violencia silenciosa no se ha detenido y hoy comienza a golpear también a los chilenos, lo que se puede apreciar en la represión de los movimientos sociales.

Comparte esta información...
Share on FacebookEmail this to someonePin on PinterestDigg thisPrint this pageTweet about this on Twitter

Agregar un comentario

Su dirección de correo no se hará público. Los campos requeridos están marcados *