Biobío es la tercera región del país con más personas en situación de calle

situacion calleLa cantidad fue determinada tras realizar el Registro Social Calle en las 11 comunas con mayor presencia histórica. El instrumento se aplicó el año pasado. Biobío se presenta como la tercera región del país con mayor presencia de personas en situación de calle con un total de 954 personas. Esto luego de que se dieran a conocer los resultados que arrojó el Registro Social Calle, instrumento aplicado el año pasado por funcionarios municipales de las 11 comunas con mayores antecedentes de individuos que pertenecen a este grupo vulnerable de ciudadanos.

Según el informe, nuestra región aparece detrás de la Región Metropolitana, que presenta 4.658 casos y de Valparaíso, que tiene 1.263 personas calle. En cuarto lugar está Antofagasta, con 647 Esto lleva a un total de 10.610 personas en situación de calle, medidos por este instrumento que se aplicó entre agosto y diciembre de 2016, en 126 comunas del país que concentran el 81% de la población nacional.

En el Biobío, la instancia se midió en las comunas de Cañete, Chiguayante, Chillán, Concepción, Coronel, Hualpén, Lebu, Los Ángeles, Lota, Talcahuano y Tomé, lo que arrojó la cifra indicada.

Esta fue valorada por el seremi de Desarrollo Social del Biobío, Juan E. Quilodrán por distintos factores. “Primero, actualizamos un estadístico que data de 2011 y era nuestro registro oficial, del que dábamos cuenta cada vez que se nos consultaba. Hoy tenemos este más actualizado. Este dato actualizado no puede ser comparado con el último registro que tenía como data el 2011, dado su metodología. Este registro por primera vez identifica a las personas en situación de calle con nombre, RUN y lugar donde habitualmente habita. Además conecta a las personas en situación de calle, a través del Registro Social de Hogares, con la Red de Protección Social del Estado, permitiendo que sean un grupo prioritario para el acceso a beneficios sociales”.

Respecto de cantidad de hombres y mujeres, el estadístico indica que los varones son mayoría, con un 85% de los casos, dejando el 15% a las féminas. De igual manera, en el 62,8% de los casos, el detonante para llegar a la condición de calle son los problemas familiares y de pareja; le sigue por consumo problemático de alcohol y drogas con un 15%; y por problemas económicos el 11,5%.
Otros antecedentes que se pudieron recoger hablas de que en un 95,5% de ellos viven individualmente y solo un 0,5% lo hacen en grupo de 3 o más personas. El promedio de permanencia en calle de una persona son 7,1 años. En su amplia mayoría poseen educación básica completa, sólo un 6,4% señala pertenecer a un pueblo indígena y sólo el 1% es extranjero, donde Perú, Colombia y Bolivia son las nacionalidades más frecuentes.

En temas de Salud, el 35,3% presenta una dificultad leve y el 26% señala no tener problemas. A través del trabajo realizado, se pudo concretar el acceso de personas en situación de calle al Registro Social de Hogares. A agosto de 2017 están inscritos el 87,1%, de los cuales el 90,1% pertenece al tramo del 40%, o sea los más vulnerables. A su vez, durante el levantamiento del Registro Social Calle, el 65% obtuvo o actualizó su Registro Social de Calle.

Frente a las pensiones, las personas en situación calle que reciben pensiones no contributivas son un 77%; los que reciben pensiones contributivas 15% y que no reciben pensiones un 8%. De esta manera, y analizando todos los antecedentes se definieron 3 grupos prioritarios para intervención social: adultos mayores que no tienen Pensión Básica Solidaria (PBS) ni Aporte Previsional Solidario (APS) por vejez; personas con dependencia moderada o severa sin PBS y/o APS por vejez; y personas sin Registro Social de Hogares.

“La tarea no ha terminado acá. Ahora nos abocaremos a realizar mediciones en las restantes comunas donde sabemos que hay personas calle y que no fueron consideradas en este estudio, pero con la salvedad que el número es significativamente menor, por lo que la cifra aumentará pero estimamos que no más allá de unos 50 casos”, comentó el seremi. Las comunas en que se realizará la medición, por conocerse que hay presencia de personas calle son San Pedro de la Paz, Cabrero, San Carlos, Bulnes, Los Álamos, Curanilahue y Chillán Viejo, entre otras, ya que se corroborará en cada una de las restantes, con apoyo municipal, la existencia de casos.

El principal interés de realizar esta medición es el poder incorporar a las personas calle, integrarlas e incluirlas dentro de los beneficios sociales y a la Red de Protección Social a la que como cualquier chileno pueden optar. De igual manera se permitirá el diseño de más y mejores políticas sociales para este grupo de personas.

La labor de sistematizar y supervisar esta tarea estará a cargo de la Unidad de Focalización del Seremi de Desarrollo Social del Biobío. De igual manera, la información obtenida se complementará con la registrada en el Censo 2017, dado que este año y por primera vez en la historia, las personas calle fueron incluidos en la aplicación del instrumento, como un grupo especial.

Comparte esta información...
Share on Facebook
Facebook
Email this to someone
email
Pin on Pinterest
Pinterest
Digg this
Digg
Print this page
Print
Tweet about this on Twitter
Twitter

Agregar un comentario

Su dirección de correo no se hará público. Los campos requeridos están marcados *