Alcalde de Concón y comerciante de Lobos Marinos crearían controvertido Centro de Rescate de Fauna Marina

ecoceanos

El alcalde Concón, en el contexto de la actual campaña electoral, y la Fundación Mundo Mar, de propiedad de un comerciante uruguayo dedicado a la captura y exportación de lobos marinos y pingüinos, firmarán este 30 Agosto un convenio para establecer un controvertido centro de rescate y rehabilitación de fauna marina, el cual podría ser utilizado para promover la comercialización y el cautiverio de estos animales en el país. La Fundacion Mundo Mar había informado en marzo que no tenía las condiciones para mantener a 92 lobos marinos que la Subsecretaría de Pesca le había autorizado capturar para exportarlos al extranjero.

Autoridades gubernamentales, senadores, miembros de Sernapesca y de empresas estatales y privadas, fueron invitados por el alcalde de la Municipalidad de Concón (Valparaíso), Jorge Valdovinos, a la ceremonia de firma del convenio entre dicha institución y la Fundación Mundomar, para la ejecución y manejo de un controvertido proyecto denominado “Centro de Rescate y Rehabilitación” de fauna marina que se localizará en un terreno cedido por la empresa Nacional de Petroleo (ENAP).

La ceremonia se realizará este jueves 30 de Agosto a las 11 horas, en Parque La Isla, un área de 13 hectáreas perteneciente a ENAP, que recientemente renovó el comodato de este terreno con la Municipalidad de Concón.

El proyecto ha suscitado crecientes cuestionamientos por parte de organizaciones ciudadanas y de protección animal, debido a que la fundación que se haría cargo del centro de rehabilitación y rescate (Mundomar) es de propiedad del traficante de fauna marina uruguayo, Guillermo Rodríguez Ban, quien en Chile se dedica a la captura y exportación de pingüinos y lobos marinos, empleando para ello sus empresas Espectáculo Mundo Mar Ltda., Buin Marino y Guigus S.A.

EL HISTORIAL DEL TRÁFICO DE FAUNA MARINA

El convenio entre el alcalde Valdovinos y el empresario cazador y exportador de mamíferos y aves marinas, ha generado tensiones al interior de los servicios públicos del sector pesquero y de medio ambiente, lo cual habría llevado al aplazamiento de la ceremonia de la firma del convenio – cuyos términos son desconocidos – la que había sido programada originalmente para el 25 de mayo pasado.

Esto, en parte, debido a una serie de hechos anómalos ocurridos en la región de Valparaíso, tales como la denuncia pública sobre la existencia de un sitio de cautiverio “informal” de lobos marinos y pingüinos en Casablanca perteneciente al comerciante uruguayo, que no estaba registrado en el Servicio Nacional de Pesca ni en la autoridad regional de salud.

A esto se sumó el envío ilegal de un ejemplar vivo de delfín nariz de botella (Tursiops truncatus) que varó vivo en el sector de San Antonio al Buin Zoo, en la Región Metropolitana, por parte de funcionarios de Sernapesca y con colaboración logística y de transporte de la empresa del traficante uruguayo. Como resultado de la malas maniobras realizadas, que incluyeron el transporte en vehículo del delfín por más de 100 kilómetros de distancia del varamiento y con temperatura ambiente cercana a los 30 grados, el ejemplar murió al día siguiente en dicho centro de entretenimiento.

Además, en marzo pasado Rodríguez Ban desistió de capturar 92 ejemplares vivos de lobos marinos comunes en la región de Antofagasta – previa autorización de la Subsecretaría de Pesca – argumentando que no se encontraba en condiciones de cumplir con los requerimientos para la mantención de los animales.

El sorpresivo anuncio se produjo luego de la muerte y entierro ilegal de 20 ejemplares de crías de lobos marinos comunes en Magallanes, consecuencia de una anterior autorización entregada por el subsecretario de pesca, Pablo Galilea, a una empresa de fachada de traficantes de fauna rusos en Punta Arenas.

NO MÁS TRAFICO, CAPTURA NI MATANZA

Frente a esto la Campaña “S.O.S. Lobos Marinos”, entregó al Presidente de la República, 100 mil firmas de ciudadanos que rechazan la entrega de permisos de captura de ejemplares vivos y matanza de lobos marinos en Chile.

Al respecto, el director de esta campaña y director del Centro Ecoceanos, el médico veterinario Juan Carlos Cárdenas, expresó su sorpresa ante el anuncio de la firma del convenio entre el alcalde de Concón y la Fundación Mundomar, y cuestionó la presencia de autoridades del Estado vinculadas a la fiscalización del accionar de este tipo de operaciones en el acto de Concón.

Las autoridades y funcionarios, incluso, ni siquiera habían sido consultadas para dicha ceremonia y propuesta empresarial. Cardenas afirmó que “una iniciativa de este tipo que está vinculada a la comercialización y mantención en cautiverio de fauna marina, se contradice con los esfuerzos del país de avanzaa hacia la valorización y uso no letal de estas especies en su ambiente marino”.

Por su parte, Elsa Cabrera, directora del Centro de Conservación Cetácea , señaló que “la Ley de protección a los cetáceos adoptada en 2008, prohíbe el cautiverio de estos mamíferos marinos en todo el territorio nacional, promoviendo en su lugar, el turismo regulado de avistaje de ballenas y delfines en el medio natural”. Por ello indicó que “llama la atención que la firma del convenio entre la Municipalidad de Concón y la Fundación Mundomar (Entetenimientos Mundo Mar Ltda,), busque la implementación de un centro de rehabilitación y rescate de fauna marina, a pesar que en Chile no existe aún, ninguna regulación que norme y/o establezca estándares para el establecimiento de este tipo de recintos. En particular considerando que de acuerdo a la información recabada, dicho centro incluiría espectáculos de entretención con especies marinas”.

INDUSTRIA PETROLERA, CAMPAÑA ELECTORAL Y LOBOS MARINOS

En toda esta trama que viene realizando el comerciante uruguayo de fauna marina, se ha señalado que el futuro centro de rescate y rehabilitación incluiría la realización de espectáculos comerciales de entretenimiento con aves y mamíferos marinos. Para ello se tendría contemplado la habilitación de una amplia superficie para estacionamientos de vehículos, lo cual impactaría al humedal del Aconcagua, que alberga una gran biodiversidad de plantas y alrededor de 70 especies de aves migratorias y residentes.

En esto, llama la atención la indirecta participación de la Empresa ENAP, la cual habría extendido a la municipalidad de Concón el comodato en relación al uso del terreno donde se establecería el cuestionado centro de rescate. Pero también ENAP habría aportado recursos financieros para el recinto que mantendrá a los animales.

El Parque Ecológico “La Isla”, destinado a proteger el humedal del Aconcagua, como Ecosistema único, posee una considerable variedad de flora y fauna de gran interés científico. Según el experto ornitólogo Rodrigo Reyes, miembro de Wetland, organización preocupada de estos ecosistemas, se debe crear conciencia en cuanto a cuidar el descanso de las aves y su proceso de alimentación, ya que al arribar el otoño estas deben emigrar hacia el norte, por lo cual deben estar en buenas condiciones para llegar a su distante destino. Si se implementara la instalación de este centro de entretenimiento en base a animales marinos silvestres, la llegada masiva de visitantes, espectadores y turistas, generaría un gran estrés sobre el humedal y su biodiversidad.

GRANDES INTERROGANTES

En tanto, las organizaciones de la campaña S.O.S. Lobos Marinos Chile preguntan: ¿Cuál es la capacidad de carga que posee este ecosistema y cuál es la que pretenden tener? ¿Cuántos estacionamientos se construirán como parte del proyecto de centro de rescate? ¿Cuántos espectáculos con animales marinos se pretenden llevar a cabo por semana? y ¿Cuáles serán las fuentes de financiamiento de este cuestionado proyecto de asociación entre el alcalde y el cazador-comerciante de lobos marinos?

Para la campaña S.O.S. Lobos Marinos, resulta impresentable que se establezca este centro sin que exista información pública, ni normativa reguladora de los estándares y condiciones mínimas de funcionamiento, a la vez que la administración del centro de rescate y rehabilitación quede en manos de la misma empresa que afirmó en marzo pasado no poder cumplir con los requerimientos básicos para la mantención de lobos marinos en cautiverio.

Aquí existe incompatibilidad entre una iniciativa cuyo supuesto fin es el rescate y rehabilitación de las aves y mamíferos marinos que varan vivos en el litoral, con la realización de espectáculos comerciales de entretención en base al cautiverio animal.

Es curioso también la existencia de convenios de cooperación entre el Servicio Nacional de Pesca (Sernapesca) y entidades como el parque zoológico Buin Marino, empresa dedicada al cautiverio animal, la que además se encuentra exenta de pagar impuestos gracias a una resolución del Ministerio de Educación debido a sus supuestos aportes educativos.

A la firma del convenio han confirmado su asistencia el senador Francisco Chahuán, el diputado Rodrigo González, además de representantes de la Subsecretaría de Pesca , el Servicio Nacional de Pesca y de la Enap.

Comparte esta información...
Share on Facebook
Facebook
Email this to someone
email
Pin on Pinterest
Pinterest
Digg this
Digg
Print this page
Print
Tweet about this on Twitter
Twitter

Agregar un comentario

Su dirección de correo no se hará público. Los campos requeridos están marcados *